✨Con la tecla Ctrl presionada, pulsa el signo menos para reducir el tamaño del blog.

✨Los aficionados ya pueden escribir sobre astronomía. Date de alta como Autor en Universo Mágico Público.

✨Comunidades de Astronomía en Google Plus: Universo Mágico - Astronomy Lab - Space Roads - Space World - Astronomy Station

✨Grupos de Astronomía en en Facebook: Astronomy & Space Exploration - Universo Mágico - Big Bang


Mostrando entradas con la etiqueta Vía Láctea. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Vía Láctea. Mostrar todas las entradas

✨Fuentes de rayos X en Sagitario A

Domingo 6 de Agosto de 2017




Esta es una imagen del Observatorio Espacial Chandra del agujero negro supermasivo en el centro de nuestra galaxia, la Vía Láctea, también conocido como Sagitario A. La imagen fue elaborada a partir de exposiciones de rayos X. Además de las fuentes de Sagitario A, se detectaron más de dos mil fuentes de rayos X en la región, convirtiéndose en uno de los campos más ricos jamás vistos. Durante el período de observación de dos semanas, Sagitario A tuvo un crecimieno de intensidad en las fuentes de rayos X más de 6 veces. La causa de estos estallidos no se entiende, pero la rapidez con la que suben y bajan indica que están ocurriendo cerca del horizonte de eventos, o punto de no retorno situado alrededor del agujero negro. Incluso durante la intensidad de las ráfagas de emisión de rayos X desde la vecindad del agujero negro es relativamente débil. Esto sugiere que Sagitario A, que tiene 3 millones de veces la masa del Sol, es un agujero negro hambriento.

La evidencia de tales explosiones se reveladas en la imagen como enormes lóbulos, adquieren una temperatura en el gas de 20 millones de grados centígrados, vistos en la imagen como lazos rojos aproximadamente a las 11 y las 5 en punto, que se extienden durante decenas de años luz a cada lado Del agujero negro. Esto indica que ocurrieron enormes explosiones varias veces durante los últimos diez mil años. Se espera que el análisis posterior de la imagen de Sagitario A proporcione a los astrónomos una mejor comprensión de cómo crece el agujero negro supermasivo en el centro de nuestra galaxia y cómo interactúa con su entorno. Este conocimiento también ayudará a comprender el origen y la evolución de los agujeros negros supermasivos aún mayores encontrados en los centros de otras galaxias.


Crédito:   NASA / CXC / MIT / FKBaganoff

✨La Vía Láctea desde Atacama

Sábado 29 de Julio de 2017




Este panorama es una fantástica vista, retrato que muestra el alargado centro de nuestra galaxia sobre el desierto de Atacama, durante la expedición ESO Ultra HD. El desierto de Atacama, es el desierto no polar más árido de la Tierra, se extiende en el Norte Grande de Chile, abarcando las regiones de Arica y Parinacota, Tarapacá, Antofagasta, Atacama y el norte de la región de Coquimbo, además cubre una superficie de aproximadamente 105 000 kilómetros cuadrados, y tiene una longitud de casi 1600 km, con un ancho máximo de 180 km. Su clima es de tipo costero frío y está delimitado por el océano Pacífico al oeste y por la cordillera de los Andes al este.

La mayor parte de los observatorios importantes del hemisferio sur de la Tierra, se distribuyen entre las montañas de la cordillera de los Andes en Chile. Las razones son obvias, la mínima contaminación lumínica y la mayor proporción de cielos despejados en la región, en comparación con otros puntos del planeta en las mismas latitudes. Por estas razones, y porque Chile se ha esforzado en disminuir la contaminación lumínica en las carreteras del entorno, las mayoría de naciones interesadas disponen de observatorios en la zona.

Destacan los observatorios de la ESO (European Soutern Observatory) en la Silla y el radiotelescopio ALMA (Atacama Large Milimeter Array), un conjunto de antenas para observar el cielo utilizando las ondas de radio. El APEX (Atacama Pathfinder Experiment) situado en el LLano de Chajnantor ideal para la práctica radioastronómica a gran altitud, 5.100 metros de altura. y más observatorios de menor envergadura. La imagen de B. Tafreshi muestra la Vía Láctea en las excelentes condiciones de las que dispone la zona, también has sido retratadas la Gran Nube de Magallanes y su hermana más pequeña.


Crédito:    ESO / B. Tafreshi 

✨Gas caliente en el centro de la Vía Láctea

Domingo 23 de Julio de 2017




Esta imagen fue producida combinando 12 observaciones del Observatorio de rayos X Chandra de una región a 130 años luz del centro de la Vía Láctea. Los colores representan los rayos X de baja energía en rojo, media energía en verde y alta energía en azul. Gracias al poder de resolución único de Chandra, los astrónomos han sido capaces de identificar miles de fuentes de rayos X, así como las estrellas de neutrones, los agujeros negros, las enanas blancas, las estrellas en primer plano y las galaxias de fondo. Lo que queda es un resplandor difuso de rayos X que se extiende desde la parte superior izquierda a la parte inferior derecha, a lo largo de la dirección del disco galáctico. El espectro del resplandor difuso es consistente con una nube de gas caliente que contiene dos componentes, gas a 10 millones de grados Celsius y gas a 100 millones de grados. Los rayos X difusos parecen ser la parte más brillante de una cresta de emisión de rayos X que mide varios miles de años luz a lo largo del disco de la galaxia. La extensión de esta cresta implica que el gas caliente difuso en esta imagen, probablemente no está siendo calentado por el agujero negro supermasivo en el centro de la Vía Láctea, conocido por los astrónomos como Sagitario A.

Las ondas de choque de explosiones de supernovas son la explicación más probable para calentar el gas hasta llegar a los 10 millones de grados, pero no se sabe cómo se calienta el gas de 100 millones de grados. Las ondas de choque ordinarias de la supernova no se calentarían por las partículas muy de alta energía que produce el espectro incorrecto de radiografías. Además, el campo magnético galáctico observado parece descartar el confinamiento y el calentamiento por turbulencia magnética. Es posible que el componente de rayos X de alta energía del gas caliente sólo parezca difuso y, de hecho, es debido al resplandor combinado de una población aún no detectada de fuentes puntuales, igual que las difusas luces de una ciudad vista a gran distancia. La dificultad con esta explicación es que serían necesarias 200,000 fuentes radiactivas en la región observada. Una población tan grande de fuentes sin detectar, produciría un resplandor de rayos X mucho más suave de lo que se observa. Además, no existe una clase conocida de objetos que pueda explicar un número tan grande de fuentes de rayos X de alta energía en el centro de la Vía Láctea.


Crédito:   NASA / CXC / UCLAMIT / M.Muno

✨La Vía láctea por Lynn Hilborn

Viernes 3 de Marzo de 2017




Desde la localidad Gravenhurst en Ontario, Canadá, la Vía Láctea se levanta ante un intenso campo de estrellas. Lynn Hilborn retrata fielmente el centro de nuestra galaxia, podemos ver una gruesa nube oscura de polvo, gas y estrellas atravesando el centro de la imagen, también los filamentos de polvo que se extienden a lo largo del centro galáctico. Las viejas estrellas cerca del núcleo despiden un resplandor anaranjado. Cúmulos de estrellas se pueden ver en el centro y a la derecha de la imagen. Con ésta fotografía nos damos cuenta de la inmensidad de nuestra galaxia y de las insalvables distancias que nos separan de las estrellas. la Vía Láctea es una galaxia espiral medianamente grande que cobija el Sistema Solar y la Tierra, el diámetro medio se estima en unos 100 000 años luz y se calcula que contiene entre 200.000 y 400.000 millones de estrellas. La distancia desde el Sol hasta el centro de la galaxia es de aproximadamente 25.766 años luz. Forma parte del Grupo Local de galaxias, siendo la segunda más grande, después de Andrómeda, y junto a la galxia del Triángulo forman las tres galaxias, unidas ya por gravedad, más grandes del Grupo Local.

El nombre Vía Láctea proviene de la mitología griega y en latín significa camino de leche. Esa es, en efecto, la apariencia de la tenue banda de luz que atraviesa el firmamento terrestre, y así lo afirma la mitología griega, explicando que se trata de leche derramada del pecho de la diosa Hera (Juno para los romanos). Rubens representa la leyenda en su obra El nacimiento de la Vía Láctea. Sin embargo, ya en la Antigua Grecia, el astrónomo Demócrito (460 a. C.-370 a. C.) sugirió que aquel haz blanco en el cielo era en realidad un conglomerado de muchísimas estrellas demasiado tenues individualmente como para ser reconocidas a simple vista. Su idea, no obstante, no halla respaldo hasta 1609 cuando el astrónomo italiano Galileo Galilei hace uso del telescopio y constata que Demócrito estaba en lo cierto, ya que a donde quiera que mirase, aquel se encontraba lleno de estrellas.

✨El centro galáctico por los grandes observatorios

Viernes 1 de Julio de 2016

Los grandes observatorios de la NASA, el Telescopio Espacial Hubble, el Telescopio Espacial Spitzer, y el Observatorio de Rayos X Chandra, han colaborado para producir una imagen sin precedentes de la región central de la Vía Láctea. En esta espectacular imagen, las observaciones que usan luz infrarroja y la luz de rayos X ven a través del polvo que oscurece la región y revelan la intensa actividad cerca del núcleo galáctico. Hay que tener en cuenta que el centro de la galaxia se encuentra dentro de la región de color blanco brillante en la parte superior de la imagen, denominada Sagitarrius A. Todo el ancho de la imagen abarca aproximadamente la mitad de un grado, aproximadamente la misma anchura angular equivalente a una Luna llena. La contribución de cada telescopio se presenta en un color diferente: El amarillo representa las observaciones en el infrarrojo cercano del Hubble, en ella se describen las regiones energéticas donde están naciendo estrellas, así como revelan cientos de miles de estrellas. El rojo representa las observaciones infrarrojas de Spitzer, la radiación y los vientos de las estrellas crean brillantes nubes de polvo que presentan estructuras complejas a partir de glóbulos esféricos compactos, como largos filamentos fibrosos. El azul y violeta representa las observaciones de rayos X de Chandra, los rayos X son emitidos por el gas calentado a millones de grados por explosiones estelares y por las eyecciones del agujero negro supermasivo en el centro de la galaxia.

La mancha azul brillante en el lado inferior de la imagen, es la emisión de una pareja de estrellas que contiene una estrella de neutrones o un agujero negro de masa menor. Cuando estos puntos de vista de cada observatorio se unen, el resultado es esta imagen compuesta que ofrece una de las vistas más detalladas y misteriosas que se han podido ver del núcleo de nuestra galaxia.



Crédito:  Rayos X: NASA / CXC / Universidad de Massachusetts / D. Wang; Óptica: NASA / ESA / STScI / D.Wang; IR: NASA / JPL-Caltech / SSC / S.Stolovy

✨El corazón de la oscuridad

Miércoles 8 de Junio de 2016



Los astrónomos saben desde hace tiempo que el agujero negro supermasivo en el centro de la Vía Láctea, conocido como Sagitario A, es un devorador particularmente pobre. El combustible para este agujero negro proviene de los fuertes vientos que soplan desde unas pocas docenas de estrellas masivas jóvenes que se concentran en las inmediaciones. Estas estrellas se encuentran a una distancia relativamente grande de Sagitario A, donde la gravedad del agujero negro es débil, por lo que sus vientos de alta velocidad son difíciles para que sean capturados y engullidos por éste agujero negro. Los científicos han calculado previamente que Sagitario A debe consumir sólo alrededor del 1% del combustible transportado en los vientos. Sin embargo, ahora parece que Sagitario A consume incluso menos de lo esperado. ¿Por qué tiene una alimentación tan pobre? La respuesta se puede encontrar en un nuevo modelo teórico desarrollado utilizando datos de una exposición fotográfica muy profunda realizado por el Observatorio de Rayos X Chandra. Este modelo mide el flujo de energía entre dos regiones alrededor del agujero negro, una zona interior que está cerca del llamado "horizonte de sucesos" (el límite más allá del cual ni siquiera la luz puede escapar), y una región externa que incluye la fuente de combustible del agujero negro, porviniente de las estrellas jóvenes que se están hasta un millón de veces más lejos.

Las colisiones entre las partículas de la energía de transferencia de la zona interior caliente de partículas a la región externa más fría, se produce a través de un proceso llamado de conducción. Esto a su vez, proporciona una presión adicional hacia el exterior que hace que casi todo el flujo de gas en la región exterior, caiga lejos del agujero negro. El modelo parece explicar bien la forma extendida de gas caliente detectado alrededor de Sagitaio A en rayos X, así como las características observadas en otras longitudes de onda. Esta imagen de Chandra de nuestro agujero negro anfitrión y la región circundante, se basa en datos de una serie de observaciones con una duración total de aproximadamente un millón de segundos, o casi dos semanas. una observación tan profunda ha dado a los científicos una visión sin precedentes del remanente de supernova cerca de Sagitario A conocida como Sgr A Oriente, y los lóbulos de gas caliente que se miden una docena de años luz desde cualquier lado del agujero negro. Estos lóbulos proporcionan la evidencia de poderosas erupciones que han ocurrido varias veces en los últimos diez mil años.

La imagen también contiene varios filamentos misteriosos de rayos X, algunos de los cuales pueden ser enormes estructuras magnéticas que interactúan con las corrientes de electrones de alta energía producidas al girar rápidamente las estrellas de neutrones. Tales características son conocidas como nebulosas de viento púlsar.



Crédito:  NASA / CXC / MIT / FK Baganoff

✨La vía Láctea desde Atacama

Jueves 19 de Mayo de 2016



Una vista Airglow, o también llamado Resplandor Nocturno, que es la débil luz ambiente que el firmamento ofrece a un observador, pero en ésta ocasión la imagen ha sido tomada con calidad Ultra HD Definición, en formato ojo de pez desde el desierto chileno de Atacama, lo que nos ofrece una vista de 360 grados del cielo nocturno con la Vía Láctea como protagonista, la galaxia que habita el Sól en el exterior de uno de sus brazos espirales, componente del grupo local de galaxias, un grupo comandado por Andrómeda y la Vía Láctea que ademásn contiene una veintena de pequeñas galaxias, entre ellas destaca la galaxia del triángulo que aún así, es más pequeña de las dos gigantes comandantes. La fotografía fue tomada durante la ESO Ultra HD expedición.

En el fondo, la tranquila belleza del cielo de Atacama está rodeado por un resplandor de una especie de aurora en tono naranja amarillento, llamado luminiscencia atmosférica, la cual es causada por reacciones químicas que emiten luz en la atmósfera. Normalmente, estas emisiones no son tan fuertes, pero la noche en que fue tomada esta imagen era inusualmente brillante, produciendo esta fantástica imagen.


Crédito:  ESO / B. Tafreshi

✨El núcleo galáctico en infrarrojo

Jueves 18 de Febrero de 2016



¿Qué está sucediendo en el centro de la Vía Láctea? Para ayudar a saberlo, los telescopios espaciales en órbita Hubble y Spitzer han combinado esfuerzos para estudiar la región en luz infrarroja con un detalle sin precedentes. El centro de la Vía Láctea es oscuro en luz visible debido al polvo. La imagen incluye más de 2.000 imágenes tomadas en 2008 por el sistema NICMOS del Telescopio Espacial Hubble. Abarca unos 300 por 115 años luz con una resolución tan alta que se pueden discernir estructuras de tan sólo 20 veces el tamaño del Sistema Solar.

También se ven las nubes de gas brillante y de polvo oscuro así como tres grandes cúmulos estelares. Los campos magnéticos podrían estar canalizando plasma a lo largo de la parte superior derecha, cerca del cúmulo Arches, mientras que los enérgicos vientos estelares esculpen pilares en la parte superior izquierda, cerca del cúmulo Quintuplets. En la parte inferior Izquierda se ve el cúmulo estelar central masivo que rodea Saggittarius A. Todavía no se entiende por qué varias estrellas brillantes y masivas del centro parecen no estar asociadas con estos cúmulos estelares.


Crédito:   NASAESA, &D. Q. Wang (UMass, Amherst); Spitzer: NASAJPL, & S. Stolovy (SSC/Caltech)

✨Jet De Agujero Negro en la Vía Láctea

Martes 12 de Enero de 2016



Se ha descubierto la presencia de un chorro de partículas de alta energía saliendo del agujero negro supermasivo de la Vía Láctea. Los astrónomos han descubierto el Jet mediante la combinación de datos de rayos X del Telescopio Chandra, con la emisión de radio del Very Large Array de la NSF (VLA). Esta imagen compuesta cuenta con radiografías tanto de Chandra (púrpura) y los datos de radio del VLA (azul). La ubicación de un frente de choque también es visible. A medida que el chorro avanza, choca con el gas a varios años luz de distancia de la fuente del chorro. La región alrededor del agujero negro de la Vía Láctea tiene muchos grupos de gas y polvo. Una vez que el chorro golpea, se dispara la formación de un frente de choque. Esta interacción también acelera electrones, generando rayos X debido al flujo de electrones a lo largo del chorro, más allá del frente de choque.

El frente de choque también es de interés porque es inusualmente grande en la emisión de radio en comparación con el perfil más estrecho del chorro de rayos-X. Esto sugiere que puede haber un flujo secundario de salida más débil, lo que podría ser como una funda o un capullo que rodea el chorro con un ángulo de apertura de alrededor de 25 grados. Sagitario A pesa aproximadamente 4 millones de veces la masa del Sol y se encuentra a unos 26.000 años luz de la Tierra en el centro de la galaxia. Los astrónomos han estado buscando un chorro de Sagitario A durante años, ya que ahora es común encontrar chorros vinculados a una serie de objetos cósmicos en ambas escalas grandes y pequeñas. Antes de este último estudio, hubo informes de posible evidencia de un chorro asociada a Sagitario A. Sin embargo, éstos se han contradicho entre sí y por lo tanto no han sido considerados como definitivos.


Crédito:   Rayos X: NASA / CXC / UCLA / Z.Li; Radio: NRAO / VLA

✨La Luz, la Oscuridad y el Polvo

Miércoles 2 de Diciembre de 2015



Este colorido paisaje celeste abarca unas tres lunas llenas (1,5 grados) sobre los campos de estrellas que hay a lo largo del plano de la Vía Láctea, en la constelación septentrional Cefeo. En la parte superior derecha y en el límite de una enorme nube molecular, a unos 2.400 años luz de distancia, está la brillante región de emisión rojiza Sharpless (Sh) 155, también conocida como la nebulosa de la Cueva.

Con unos 10 años luz de diámetro, los bordes brillantes de esta cueva de gas se ionizan debido a la luz ultravioleta procedente de estrellas jóvenes y calientes. En este lienzo interestelar cortado por densas nubes de polvo también hay varias nebulosas de reflexión azules. Abajo a la Izquierda está el largo núcleo de la  nebulosa Lynds Dark (LDN) 1210.

Las exploraciones astronómicas han revelado otros signos de formación de estrellas como la mancha de color rojo brillante de Herbig-Haro (HH) 168, justo a la izquierda de la brillante nebulosa de la Cueva. La emisión de este objeto Herbig-Haro está generada por los chorros energéticos procedentes de una estrella recién nacida.


Crédito:    Herbert Walter, CEDIC Team 

✨¿Cuántos años tiene la Vía Láctea?

Lunes 23 de Noviembre de 2015



Observaciones realizadas por un equipo internacional de astrónomos con el espectrómetro UVES del Very Large Telescope de ESO en el Observatorio Paranal en Chile, han arrojado nueva luz sobre la primera época de la Vía Láctea. La primera medida del contenido de berilio en dos estrellas en el cúmulo globular NGC 6397, exprimiendo toda la tecnología astronómica actual hasta el límite, ha hecho posible el estudio de la primera fase entre la formación de la primera generación de estrellas en la Vía Láctea y la de este cúmulo estelar. Este intervalo de tiempo se encontró que equivaldría de 200 a 300 millones de años. La edad de las estrellas en NGC 6397, como se determina por medio de modelos de evolución estelar, es de 13.400 millones de años. Sumando los dos intervalos de tiempo da la edad de la Vía Láctea, 13.600 millones de años, cifras con un margen de error de más / menos 800 millones de años.

La mejor estimación de la edad del Universo, como se deduce, por ejemplo, a partir de mediciones del fondo cósmico de microondas, es 13.700 millones de años. Así, las nuevas observaciones indican que la primera generación de estrellas en la Vía Láctea formó poco después de los primeros 200 millones de años largos "Edad Oscura", que sucedió al Big Bang. ¿Qué edad tiene la Vía Láctea? ¿Cuándo se encendieron las primeras estrellas en nuestra galaxia? Una comprensión adecuada de la formación y evolución de la Vía Láctea es crucial para nuestro conocimiento del Universo. Sin embargo, las observaciones relacionadas se encuentran entre los más difíciles, incluso con los telescopios más potentes disponibles, ya que implican un estudio detallado de los más antiguos y débiles objetos celestes.

La estrellas pertenecientes a un cúmulo globular nacen juntas, de la misma nube y, al mismo tiempo. Puesto que las estrellas de diferentes masas evolucionan a ritmos diferentes, es posible medir la edad de los cúmulos globulares con una razonablemente buena precisión. Se estima que los más antiguos tienen más de 13.000 millones de años de antigüedad. A pesar de las búsquedas intensivas, hasta ahora no ha sido posible encontrar las estrellas menos masivas nacidas de esta primera generación que aún podrían estar brillando hoy. Por lo tanto, no sabemos cuando se formaron estas primeras estrellas. Por el momento, sólo podemos decir que la Vía Láctea tiene que ser mayor que las más antiguas estrellas de los cúmulos globulares. Pero, ¿cuánto más?

lo que los a astrofísicos les gustaría tener, es un método para medir el intervalo de tiempo entre la formación de las primeras estrellas en la Vía Láctea (de los cuales muchos se convirtieron rápidamente supernovas) y el momento en que se formaron las estrellas en un cúmulo globular de edad conocida. La suma de este intervalo de tiempo y la edad de esas estrellas sería entonces la edad de la Vía Láctea. Nuevas observaciones con el VLT en el Observatorio Paranal de ESO han producido un gran avance en esta dirección. El elemento mágico es el "Berilio". Los rayos cósmicos galácticos viajaron por todo el principio de la Vía Láctea, guiada por el campo magnético cósmico. La producción resultante de berilio era bastante uniforme dentro de la galaxia. La cantidad de berilio aumentó con el tiempo y es por eso que podría actuar como un "reloj cósmico". El berilio, por tanto, nos puede proporcionar información única y crucial acerca de la duración de las primeras etapas de la Vía Láctea.


Crédito:    ESO

✨Cerca del centro de la Vía Láctea

Viernes 30 de Octubre de 2015



Esta fotografía de 34 por 20 grados de amplitud nos da una vista tal como es “experimentada” por astrónomos aficionados alrededor del mundo. Sin embargo, su increíble belleza y atractivo se deben a la calidad del sitio de observación y a las destrezas de Stéphane Guisard, astrofotógrafo mundialmente conocido, quien es también un ingeniero de ESO. Esta segunda imagen se beneficia directamente de la calidad del cielo de Paranal, uno de los mejores en el planeta, donde está ubicado el Very Large Telescope de ESO. Además, Guisard se ha basado en su experiencia profesional como ingeniero óptico especializado en telescopios, una escasa combinación en el mundo de los astrofotógrafos. Guisard, como jefe del equipo de ingeniería óptica en Paranal, es el responsable de asegurar que el Very Large Telescope tenga el mejor desempeño óptico posible.

Para crear este asombroso mosaico en color real de la zona del Centro Galáctico, Guisard juntó unas 1.200 fotografías, totalizando más de 200 horas de tiempo de exposición, reunidas en 29 noches de su tiempo libre mientras trabajaba durante el día en Paranal. La fotografía muestra la zona del cielo desde la constelación de Sagittarius (el Arquero) hasta Scorpius (el Escorpión). La colorida región de Rho Ophiuchi y Antares, junto con otras áreas más oscuras como las nebulosas Pipe y Snake. La senda polvorienta de nuestra Vía Láctea corre oblicua a través de la fotografía, punteada con extraordinarias nebulosas brillantes y rojizas, como las Nebulosas Laguna y Trífida, así como NGC 6357 y NGC 6334. Esta oscura senda también alberga al centro mismo de nuestra Galaxia, donde está merodeando un agujero negro súper masivo. "El área que representé en esta fotografía es una zona increíblemente rica del cielo y la que encuentro más bella," dice Guisard.


Crédito: ESO / S. Guisard 

✨El árbol de la Vía Láctea

Miércoles 16 de Septiembre de 2015



Primero fueron los árboles. En Salamanca (España), el fotógrafo notó el peculiar aspecto de un bosque de robles tras ser podados. Luego llegó la galaxia. El fotógrafo estuvo despierto hasta las 2:00 esperando hasta que la Vía Láctea se elevase por encima del nivel de un majestuoso roble.

Desde esta perspectiva cuidadosamente elegida, las bandas de polvo de la galaxia parecen continuaciones naturales de las ramas del árbol. A continuación llegó la luz. Al otro lado del árbol instaló una linterna para proyectar su silueta.

Los otros árboles, por casualidad, también aparecieron como siluetas sobre el horizonte relativamente brillante. La fotografía se hizo con una única exposición de 30 segundos a principios de Mayo de 2015; después se procesó digitalmente para resaltar en ellos la Vía Láctea.


Crédito: César Vega Toledano 

✨El cielo desde el Mauna Kea

Jueves 20 de Agosto de 2015



¿Como sería encontrarse en la cima de un volcán y contemplar todo el Universo? Si el momento es el adecuado, podría ver un formidable panorama como este. Aquí el volcán es el Mauna Kea, y el momento una noche clara de verano.

En primer plano de esta panorámica orientado al sur hay un agreste paisaje salpicado de rocas y de  plantas resistentes. Un poco más arriba y más lejos, una manta blanca de nubes se extiende por el horizonte y parece dividir el cielo y la Tierra.

Las luces de la ciudad iluminan las nubes y el cielo en el extremo izquierdo, mientras la lava de color naranja de la caldera volcánica del  Kilauea ilumina las nubes a la izquierda del centro. La cumbre de un volcán hawaiano aún más distante, el Mauna Loa, se ve perfilada cerca del horizonte central.

Por encima de las nubes se ve la luminiscencia atmosférica verde causada por las moléculas de aire excitadas por el Sol durante el día. Más lejos, la parte central de la Vía Láctea parece elevarse verticalmente desde el Mauna Loa. La persona que presenció y captó esta impresionante panorámica está el centro de la imagen.


Crédito: Shane Black Photography / Rollover Annotation: Judy Schmidtv

✨Un millón de estrellas

Sábado 13 de Junio de 2015




Con este destacado mosaico de VISTA miramos hacia el interior del polvoriento corazón de nuestra galaxia, la Vía Láctea, en la constelación de Sagitario (el Arquero). Cerca de un millón de estrellas son reveladas en esta fotografía, la mayor parte de ellas no observables en fotografías de luz visible. Al igual que la absorbente luz, el polvo también esparce luz azul desde las estrellas distantes y juega un rol fundamental en hacer que este enorme fondo de estrellas, luzca tan rojo.

Esta imagen es un mosaico creado a partir de imágenes de VISTA tomadas a través de filtros Y, J y Ks, en el infrarrojo cercano. La imagen es de alrededor de 2 grados por 1,5 grados de extensión. El tiempo total de exposición para este mosaico fue de sólo 80 segundos.

Fotografía original 

Crédito:    ESO / VISTA. Acknowledgment: Cambridge Astronomical Survey Unit 

✨El centro galáctico de la Vía Láctea

Lunes 18 de Mayo de 2015




¿En qué circunstancias el Sol parece una flor? Tal como se muestra aquí, hay regiones de la cromosfera solar que, en un color específico de luz roja emitida por el hidrógeno, parecen una rosa. La imagen en colores invertidos se hizo en octubre de 2014 y representa la región solar activa 2177. Los pétalos que dominan la fotografía son en realidad tubos de plasma caliente confinados magnéticamente llamadas fibrillas, algunas de las cuales se alargan más que el diámetro de la Tierra. En la región central, muchas de estas fibrillas se ven desde los extremos, mientras que las regiones circundantes están típicamente llenas de fibrillas curvadas.

Cuando se ven sobre el limbo solar, estos enormes tubos de plasma se denominan espículas, y cuando se producen en zonas pasivas se llaman manchas. La región de manchas solares 2177 sobrevivió varios días hasta que el complejo y tumultuoso campo magnético de la superficie del Sol evolucionó de nuevo.

✨La Vía Láctea por encima de los Toadstool de Arizona

Lunes 4 de Mayo de 2015




¿Qué es más antiguo, las rocas que hay en el suelo o la luz del cielo? Normalmente, las rocas son más antiguas, ya que los sedimentos originales se depositaron mucho antes de que surgiera la luz de cualquier estrella o nebulosa. De todas formas, si usted puede observar con un telescopio una galaxia lejana, más allá de Andrómeda o de la galaxia espiral NGC 7331, entonces esta viendo una luz más antigua. La imagen muestra el disco central de la Vía Láctea que se arquea por encima de las formaciones rocosas Toadstool que hay en el norte de Arizona (EE.UU.). Las insólitas capas de los Toadstool son gres relativamente duro que el viento ha erosionado más lentamente que el gres más suave que hay debajo.

Las bandas verdes son luminiscencia atmosférica, es decir, luz emitida por el aire estimulado del atmósfera . En la parte inferior derecha hay una cámara time laps plantada para captar el cielo girando por detrás de la pintoresca escena.

✨Nubes negras en el horizonte de la vía Láctea

Martes 17 de Febrero de 2015


Los astrónomos han encontrado nubes cósmicas tan oscuras, densas y polvorientas que lanzan las sombras más profundas jamás registrados. Los grumos se descubrieron dentro de una enorme nube cósmica de gas y polvo. Las observaciones infrarrojas desde el telescopio espacial Spitzer de estas regiones más negras en la nube, paradójicamente, iluminan el camino a la comprensión de cómo se forman las estrellas más brillantes. La gran nube se muestra en el centro de esta imagen del plano galáctico de Spitzer. Un nuevo estudio se aprovecha de las sombras proyectadas por los macizos más oscuros de la nube para medir la estructura y la masa global de la nube. Los resultados sugieren que es probable que pueda evolucionar a una de los jóvenes cúmulos más masivos de estrellas en nuestra galaxia. Las más densas florecerán en los más poderosas estrellas de la agrupación, llamadas estrellas de tipo O, la formación de lo que ha desconcertado a los científicos. Estas estrellas descomunales tienen un gran impacto en sus ambientes estelares locales mientras que también ayudan a crear los elementos pesados necesarios para la vida.

La imagen de fondo combina los datos de las observaciones de Spitzer Glimpse y MIPSGAL. El azul representa la luz de 3,6 micrones y el verde muestra la luz de 8 micrones, ambos capturados por el conjunto de cámaras infrarrojas de Spitzer. El rojo es luz de 24 micrones detectada por el fotómetro multibanda de Spitzer.

Fotografía original 

Crédito:    Centro de Ciencia Spitzer (SSC), el Instituto de Tecnología de California. JPL, Caltech


✨El polvo del Halley y la Via Láctea

Martes 21 de Octubre de 2014



Cuando la madrugada del 6 de mayo de 2014 los granos de polvo cósmico rayaban los cielos oscuros, no había Luna. La lluvia anual de meteoritos conocida como Eta Acuáridas se produce porque el planeta Tierra atraviesa los restos polvorientos dejados por el cometa periódico Halley. Esta inspirada exposición capta la raya de un meteorito que se mueve de izquierda a derecha. Bajo el arco de la Vía Láctea, la cola del meteorito apunta al radiante que hay por encima del horizonte local, a la constelación Aquarius. Los meteoritos Eta Acuáridas se mueven rápido y entran en la atmósfera a unos 66 kilómetros por segundo.

Las aguas calmadas de un pequeño estanque que hay cerca de Albion (Maine, EE.UU.) reflejan la escena estrellada y el resplandor anaranjado de las luces artificiales próximas dispersadas por un banco de nubes bajas. El 24 de mayo de 2014, los observadores del hemisferio norte han podido observar la siguiente lluvia de meteoritos, las Camelopardalidas, causada por el polvo del cometa periódico 209P/LINEAR.

  Fotografía original 

Crédito: Mike Taylor 

✨Del Templo del Sol al Templo de la Luna

Sábado 11 de Octubre de 2014



¿Qué es lo que conecta el Sol con la Luna? A lo largo de la historia se han dado muchas respuestas, pero en el caso de la imagen de hoy parece ser el plano de la Vía Láctea. Esta panorámica de 16 imágenes se registró en el Capitol Reef National Park (Utah, EEUU) donde dos monolitos de piedra arenisca, el Templo de la Luna a la izquierda y el Templo del Sol a la derecha, se levantan espectacularmente sobre el desierto.

Cada monumento natural tiene unos 100 metros de altura y sobrevive desde el periodo Jurásico hace 160 millones de años. Muchas de las estrellas y nebulosas que salpican el fondo celeste, como la galaxia de Andrómeda, son incluso más antiguas.

  Fotografía original 

Crédito:   David Lane