Nuevo!! Prueba los mejores enlaces a los mapas interactivos más espectaculares de la red, en la barra lateral.

✨Los aficionados ya pueden escribir sobre astronomía. Date de alta como Autor en Universo Mágico Público.

✨Comunidades de Astronomía en Google Plus: Universo Mágico - Astronomy Lab - Space Roads - Space World - Astronomy Station

✨Grupos de Astronomía en en Facebook: Astronomy & Space Exploration - Universo Mágico - Big Bang


Mostrando entradas con la etiqueta Nebulosas. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Nebulosas. Mostrar todas las entradas

✨Messier 8 por David Lindemann

Jueves 18 de Enero de 2018



La colorida nebulosa de la imagen parece extraída de un cuento de fantasía, sin embargo no hay nada más real, ya que se trata de una composición de varias exposiciones fotográficas superpuestas para formar la imagen final y posteriormente procesadas. Los colores se resaltan para que se puedan diferenciar la naturaleza del gas que rodea las estrellas que la iluminan. En ésta ocasión, David Lindemann ha querido asignar la paleta de colores SHO, Azufre en amarillo, Hidrógeno en rojo y Oxígeno en azul. De ésta menera podemos deducir dónde se encuentan las concentraciones de gas. Contiene numerosos glóbulos de Bok, densas nubes de polvo y gas, que son el punto de partida para el nacimiento estelar.

Se trata de M8, Messier 8 ó NGC 6523, popularmente conocida como Nebulosa de la Laguna. Una nebulosa de emisión, lo que significa que al recibir la radiación ultravioleta de las estrellas, el gas es ionizado y emite luz. También es una región HII de formación de nuevas estrellas ubicada en la zona del cielo que ocupa la constelación de Sagitario. Situada en la Vía Láctea a una distancia de la Tierra de unos 5.000 años luz, fue vista por primera vez por Guillaume Le Gentil en 1747. La nebulosa está asociada a una gan nube molecular mucho más grande a la que pertenecen más nebulosas, llamada Sagittarius OB1, y parece tener mucha profundidad, por lo que puede tener forma esférica. Detalles técnicos.

 Fotografía Original 

Crédito:   David Lindemann / Astrobin

Messier 8     RA = 18:03:37.0     DEC = -24:23:12     Mag = 4.6

✨La Nebulosa de la Araña Roja

Sábado 13 de Enero de 2018



Las observaciones del Telescopio Espacial Hubble revelaron enormes olas esculpidas en la Nebulosa de la Araña Roja. Esta cálida y atractiva nebulosa planetaria alberga una de las estrellas más calientes del Universo y sus poderosos vientos estelares generan olas de 100 mil millones de kilómetros de alto, lo que intimida incluso a los navegantes más valientes del espacio. La Nebulosa de la Araña Roja, catalogada como NGC 6537, es una llamativa nebulosa planetaria bipolar. Las nebulosas planetarias son los rescoldos brillantes de las estrellas ordinarias, como nuestro Sol. Al final de sus vidas, estas estrellas expulsan la mayor parte de su material al espacio, y a menudo formando una estructura de dos lóbulos como en el caso de la Araña Roja. Esta imagen muestra que las paredes de gas de las dos estructuras lobuladas no son del todo lisas, sino que se ondulan de una manera compleja. Estas ondas son impulsadas por vientos estelares que irradian desde la estrella central caliente, de forma muy similar a como el viento que pasa sobre un lago puede generar olas en el agua. Durante muchos años, los astrónomos han utilizado con éxito el Hubble para estudiar la variedad de formas de las nebulosas planetarias. El intrincado patrón de ondas de la Araña Roja es un excelente ejemplo del nivel de detalle revelado por la excelente óptica del Hubble. Otro ejemplo es la simetría en forma de "S" de los lóbulos en la imagen; los lóbulos opuestos entre sí parecen similares. Se cree que esto se debe a la presencia de una estrella compañera de la estrella central caliente y que no se ve en la imagen.

Las olas alcanzan picos de 100 mil millones de kilómetros de altura y deben haber sido producidas por un fuerte viento que sopla con una velocidad de entre 2.000 y 4.500 kilómetros por segundo, aproximadamente entre 7 y 16 millones de km / h. Las olas se mueven hacia afuera a una velocidad más lenta, de 300 km/s, 1 millón de km / h. Para agregar a estas desafiantes condiciones climáticas, esta nebulosa no solo es atrayente, sino también caliente. La temperatura de las olas de gas es de 10.000ºK, ¡demasiado cálidos para los surfistas humanos! Las investigaciones detalladas de la imagen del Hubble han demostrado que el núcleo compacto de la enana blanca central, debe tener una temperatura de al menos medio millón de grados, por lo que es una de las estrellas más populares. Hace tanto calor que es invisible para el ojo del Hubble y emite energía principalmente en rayos X. Las ondas son generadas por descargas supersónicas formadas cuando el gas local se comprime y se calienta frente a los lóbulos que se expanden rápidamente. Los átomos atrapados en los choques irradian la luz visible que se ve en esta imagen. El proceso parece haber estado en marcha el tiempo suficiente para que los bordes de las paredes del lóbulo parezcan haber comenzado a fracturarse en crestas de onda. La nebulosa Red Spider se encuentra a unos 3.000 años luz de distancia de la Tierra, en la constelación de Sagitario.

 Fotografía Original 

Crédito:   ESA & Garrelt Mellema (Universidad de Leiden, Países Bajos)

NGC 6537     RA =18:05:13.104     DEC = -19:50:34.88     Mag = 13.58

✨N164 en la Gran Nube de Magallanes

Jueves 11 de Enero de 2018



N 164 es una nebulosa de emisión brillante, cuyo brillo es causado por estrellas calientes incrustadas profundamente en su interior. El calentamiento del gas se debe a la intensa radiación emitida por las estrellas que la habitan aumentando la presión y hace que esas nebulosas se expandan, empujádolas por medio de intensos vientos estelares hacia afuera formando una onda de choque contra el medio interestelar circundante. Una mirada cuidadosa a esta nebulosa revela lugares donde la expansión encuentra resistencia por nubes de gas más densas, produciendo bordes brillantes y delgados.

Su ubicación es un lugar bién conocido por astrónomos y astrofotógrafos que buscan allí el espectáculo más grandioso del cielo nocturno de la Tierra. N164 reside dentro de la Nebulosa Tarántula, que a su vez forma parte de la galaxia satélite de la Vía Láctea más observada, la Gran Nube de Magallanes. Está ubicada en la zona del cielo que ocupa la constelación de El Dorado a unos 170.000 años luz de distancia de nosotros.

 Fotografía Original 

Crédito:   ESO

N164     RA = 5:38:42.61     DEC = -69:06:3.89     Mag = /

✨NGC 1360 por Daniel Verschatse

Miércoles 10 de Enero de 2018



"Las nebulosas planetarias son normalmente simétricas, ya sea como anillos, esferas o estructuras bipolares. NGC 1360, por el contrario, es una nube bastante amorfa y solo se identificó como una nebulosa planetaria por su fuerte radiación en la banda OIII (oxígeno), debido a la excitación por la estrella central de magnitud 9. Se encuentra a unos 700 años luz, muy lejos del plano galáctico de la Vía Láctea. Se acepta que la materia rojiza hacia la parte inferior derecha fue expulsada de la estrella original antes de su colapso final y transformación en este objeto peculiar." Es la explicación sobre éste objeto que dió Daniel Verschatse en su página web Antilhue Observatory. Se ha observado que la estrella central de esta nebulosa tiene un campo magnético intenso, y los fuertes vientos procedentes de la radiación han cesado, lo que indica que probablemente se haya desarrollado un proceso de contraflujo.

NGC 1360, también catalogada como Bennett 15 y popularmente conocida como la nebulosa del Huevo de Robin, está ubicada en la zona del cielo que ocupa la constelación de Fornax, y su tamaño es superior al de M27 y la Nebulosa Dumbbell. En 2017 se descubrió que la fuente central era un degenerado doble de período largo en una órbita de 142 días, con masas solares de 0.555 (Estrella central) y 0.70 (Compañera enana blanca). Aunque se sospechaba que era un sistema binario desde 1977, su verdadera naturaleza binaria solo se descubrió recientemente. NGC 1360 fue descubierta en enero de 1868 por el astrónomo alemán Friedrich August Theodor Winnecke. Detalles técnicos.

 Fotografía Original 

Crédito:   Daniel Verschatse / Antilhue Observatory / Haienda los Andes

NGC 1360     RA = 03:33:14.64755     DEC = -25:52:17.9955     Mag = 11.16

✨Sh2-119 por J.P. Metsävainio

Jueves 4 de Enero de 2018




Sh2-119 es una nebulosa difusa de emisión ubicada en la constelación del Cisne y situada muy cerca de la estrella Deneb. Parece envolver a la estrella de magnitud 5 catalogada como 68 Cygni. Su forma es similar a dos proyectiles que están dispuestos al este y al oeste, siendo la parte oriental más extensa. En la parte sur se ven filamentos finos y capullos de nebulosidad oscura, que contrastan fuertemente con la luz de la nebulosa y con el rico campo estelar al fondo. La distancia de Sh2-119 se estima en 2.200 años luz de la Tierra. La nebulosa fue catalogada por el astrónomo S. Sharpless en su famoso catálogo de regiones HII, publicado en 1959. Sharpless lo describió como una gran nebulosa brillante. La nebulosa está atravesada por varios carriles de polvo oscuro y glóbulos, especialmente en la parte sur. Sharpless 119 se puede observar con un telescopio aficionado de potencia media y se muestra muy bien en fotografías de larga exposición. Este objeto es ideal para capturar, pero a menudo se pasa por alto debido a la cercana SH2-117, también conocida como Nebulosa de Norteamérica.

La nebulosa es más débil que SH2-117, pero con el tiempo suficiente, se puede obtener una buena imagen de alto contraste. La imagen que vemos arriba fue tomada y procesada por uno de los mejores astrofotógrafos del mundo, JP Metsävainio nos ofrece una espectacular vista de éste hermoso paisaje estelar recogido en su web Astro Anarchy. La nebulosa responde bien a hidrógeno-alfa y pobremente a oxígeno III, por lo que una imagen de color de banda estrecha no funcionará aquí. Sin embargo, se puede obtener una excelente imagen en color HA-RGB. Solo hay que asegurarse de obtener suficiente color. El objeto es grande, por lo que debe crear una imagen cuando tenga como mínimo un campo de visión de tres grados. Los telescopios más grandes con un campo de visión más pequeño pueden centrarse en la grieta de la nebulosa oscura y recoger los detalles más interesantes. En el medio de la imagen, justo a la izquierda de la estrella más brillante, hay una pequeña nebulosa planetaria PK 87-3.1, que se puede ver fácilmente en la imágenes de más resolución.

Sh2 119     RA = 21:18:30.0     DEC = +43:56:00     Mag = /

✨Un unicornio alado en la Pequeña Nube de Magallanes

Miércoles 3 de Enero de 2018




Esta vista del Telescopio Espacial Hubble muestra una de las regiones de formación de estrellas más dinámicas e intrincadamente detalladas en el espacio, cuya forma del conjunto nos recuerda a un unicornio alado. Está ubicada a 210.000 años luz de distancia en la Pequeña Nube de Magallanes, una galaxia satélite de nuestra Vía Láctea. En el centro de la región hay un brillante cúmulo estelar llamado NGC 346. Una estructura dramática de filamentos arqueados y desiguales con una cresta distinta que rodea el cúmulo. Un torrente de radiación procedente de las estrellas calientes del cúmulo NGC 346, situado en el centro de esta imagen del Hubble, se expande en las áreas más densas a su alrededor, creando una escultura de fantasía de polvo y gas. El borde oscuro y con un intrincado reborde que forma la cresta, visto en silueta es particularmente dramático. Contiene varios pequeños glóbulos de polvo que apuntan hacia el grupo central, como mangas atrapadas en un vendaval. Los flujos energéticos y la radiación de estrellas jóvenes y calientes están erosionando las densas porciones externas de la región de formación estelar, formalmente conocida como N66, exponiendo los nuevos viveros estelares. Las franjas difusas de la nebulosa evitan que los flujos de salida energéticos fluyan directamente lejos del cúmulo, dejando en su lugar un rastro de filamentos que marcan el camino giratorio de las eyecciones.

El cúmulo NGC 346 se divide en al menos tres subgrupos y colectivamente contiene docenas de estrellas calientes, azules y de gran masa, más de la mitad de las estrellas conocidas de gran masa en toda la Pequeña Nube de Magallanes. Una miríada de cúmulos más pequeños y compactos también es visible en toda la región. Algunos de estos mini cúmulos parecen estar incrustados en el polvo y la nebulosidad, y son sitios de formación estelar reciente o en curso. Gran parte de la luz estelar de estos cúmulos está enrojecida por las concentraciones locales de polvo que son los restos de la nube molecular original que colapsó para formar N66. Un equipo internacional de astrónomos, dirigido por la Dra. Antonella Nota de la Agencia Espacial Europea y el Instituto de Ciencias del Telescopio Espacial de EE. UU., Ha estado estudiando los datos del Hubble. En una próxima edición de Astrophysical Journal Letters, el equipo informa del descubrimiento de una rica población de estrellas infantiles diseminadas por el joven grupo NGC 346. Es probable que estas estrellas se hayan formado hace 3 o 5 millones de años, junto con las otras estrellas del mismo cúmulo. Estas estrellas infantiles son particularmente interesantes ya que aún no se han contraído hasta el punto en el que sus capas internas son lo suficientemente calientes como para convertir el hidrógeno en helio.




La Pequeña y la Gran Nube de Magallanes son galaxias irregulares difusas visibles a simple vista en el hemisferio sur. Son dos pequeñas galaxias satélite que orbitan alrededor de nuestra propia Vía Láctea en un largo y lento viaje hacia una futura unión con nuestra galaxia. Hubble ha resuelto muchas regiones de formación estelar en ambas de estas galaxias vecinas que proporcionan a los astrónomos laboratorios distintos al de nuestra propia Vía Láctea para estudiar cómo las estrellas jóvenes interactúan y dan forma a sus entornos. Los dos satélites llevan el nombre del marino portugués Ferdinand Magellan (1480-1521), que navegó desde Europa a Asia y es conocido por ser el primero en dirigir una expedición para circunnavegar el globo terrestre. Esta imagen de NGC 346 y su región de formación estelar circundante fue tomada con la Cámara Avanzada para Investigaciones del Hubble. Dos filtros de banda ancha que aportan luz estelar desde longitudes de onda visibles e infrarrojas cercanas, que se muestran en azul y verde, respectivamente, se combinaron con la luz de la nebulosidad que pasó a través de un filtro de hidrógeno alfa de banda estrecha, que se muestra en rojo.

 Fotografía Original 
 Imagen Ampliable 

Crédito:   NASA / ESA y A. Nota (ESA / STScISTScI / AURA)

NGC 346     RA = 00:59:05.090     DEC = -72:10:33.24     Mag = 10.3

✨Nebulosas en Sagitario por Robert Gendler

Martes 2 de Enero de 2018




Este rico complejo de nebulosas se encuentra cerca del centro de nuestra galaxia, la Vía Láctea, donde el polvo es omnipresente y a menudo oscurece parcialmente la vista en longitudes de onda visibles. Robert Gendler ha procesado la imagen para que los mortales de la Tierra podamos disfrutar del espectáculo y observar los detalles de la región. Las dos nubes azules brillantes son NGC 6589 y NGC 6590. Las nubes representan la luz dispersa de dos estrellas azules, jóvenes e incrustadas. Las dos estrellas brillantes son parte de un cúmulo perdido conocido como NGC 6595. La nube magenta difusa es una compleja región HII que absorbe la energía de las estrellas brillantes cercanas y la libera la luz roja visible correspondiente al hidrógeno excitado. Las nubes HII se conocen como IC 1283, IC 1284 e IC 4700.

Esta región de nuestra galaxia es rica en nubes de polvo y estrellas jóvenes que juntas producen las deslumbrantes nebulosas de reflexión que vemos en la imagen. NGC 6589 fue descubierta por Truman Safford el 28 de agosto de 1867, y en agosto de 1905, Edward Barnard la catalogó como IC 4690. Sin embargo su compañera NGC 6590 fue desubierta el 14 de julio de 1830 por el astrónomo británico John Herschel. El cúmulo estelar abierto NGC 6595 consiste en algunas estrellas jóvenes con una edad estimada de entre 0,2 y 3,7 millones de años, el cúmulo está en la línea de visión de un grupo de estrellas rojas, pero pertenece al bulbo galáctico y por lo tanto está mucho más lejos. Detalles técnicos.

NGC 6595     RA = 18:17:04.00     DEC = -19:51:54.0     Mag = 7

✨M76 por Patrick Guilliland

Viernes 29 de Diciembre de 2017




El extraordinario astrofotógrafo Patrick Gilliland nos ofrece una inusual vista de la llamada pequeña Dumbell, nebulosa de Corcho, nebulosa Mariposa ó también nebulosa Barbell, fue catalogada como M76 ó NGC 650/651. Ubicada en la zona del cielo que ocupa la constelación de Perseo fue descubierta por Pierre Méchain en 1780, quien informó a Charles Messier, que finalmente determinó su posición y la incluyó en su famoso catálogo de objetos difusos. Pierre Méchain creía que era una nebulosa sin estrellas, sin embargo Charles Messier dedujo que estaba compuesta por pequeñas estrellas con algo de nebulosidad, probablemente distorsionadas por estrellas anteriores y posteriores. En 1866 William Huggins dijo que su espectro era gaseoso. Pero no fue hasta 1918 cuando Heber Curtis la clasificó correctamente como una nebulosa planetaria. Messier 76 está entre los objetos más débiles del Catálogo Messier y se le han dado dos números NGC ya que se pensaba que era una nebulosa doble, William Herschel fue quien la enumeró como HI 193. Y la parte noroeste como NGC 650. Esta nebulosa es un objeto débil, pero curioso, con una naturaleza amorfa que la convierte en la más irregular de las planetarias.

Se parece en cierta medida a M27 aunque, probablemente, su parte principal es un anillo brillante y ligeramente elíptico que se muestra visto de lado, separado solamente algunos grados de su plano ecuatorial. Este anillo parece ensancharse a la velocidad de 42 km/seg. La expansión de gas es más rápida a lo largo del eje perpendicular a este plano, y forma la parte baja luminosa de la superficie de las “alas” de la mariposa. Las partículas que lo constituyen han sido, probablemente, eyectadas bajo la forma de vientos estelares por la estrella central cuando estaba todavía en su fase de Gigante Roja. En la actualidad esta estrella es de magnitud 16,6, con la elevada temperatura de 60.000K, que debería probablemente, enfriarse para convertirse en una enana blanca en el curso de decenas de miles de años. El brillo de M76 es mucho más fuerte en la observación directa que en fotografía, ello es debido a que la mayor parte de la luz visible está emitida solamente en el espectro verde que corresponde a la banda del oxígeno doblemente ionizado. Detllaes técnicos.

Messier 76     RA = 01:42:19.69     DEC = +51:34:31.7     Mag = 17.48

✨NGC 6565 por Pete Williamson

Lunes 25 de Diciembre de 2017




NGC 6565 es una nebulosa planetaria que presidirá la mesa de nochebuena y la comida de Navidad de Universo Mágico para los amantes del Universo. Pete Williamson ha procesado la imagen de un objeto sorprendente, creado durante los primeros síntomas del final de la vida de una estrella. A escala cósmica su agonía es breve, pero para nosotros puede suponer mucho tiempo, desde que su vida comienza a apagarse hasta que muere completamente pueden pasar varios cientos de miles de años. Cuando esto sucede se produce una primera explosión en la que la estrella expulsa las capas exteriores al medio interestelar. Los gases y el material viajan en el espacio chocando con el frío medio que rodea la estrella produciendo una onda de choque que vemos aquí en color rojo, característico del hidrógeno ionizado por la radiación ultravioleta de la estrella progenitora.

Las nebulosas planetarias brillan aproximadamente durante 10.000 años antes de que la estrella central se enfríe y encoja hasta convertirse en una enana blanca. Cuando esto ocurre, la luz de la estrella disminuye dramáticamente y deja de excitar el gas que la rodea, provocando que la nebulosa se pierda en la oscuridad. La nebulosa planetaria está ubicada en la constelación de Sagitario, a tan sólo 6º en dirección al núcleo de nuestra galaxia, a unos 15.200 años luz de distancia de la Tierra. Se cree que forma parte del bulbo central de la Vía Láctea. Detalle técnicos.


NGC 6565     RA = 18:11:52.558     DEC = -28:10:42.35     Mag = 12.2

✨Región de formación estelar Gum19

Domingo 24 de Diciembre de 2017




La imagen es de la poco conocida Gum19, una tenue nebulosa que en el espectro de luz infrarrojo, aparece mitad oscura y mitad brillante. En un lado el gas de hidrógeno caliente es iluminado por una estrella azul súper gigante llamada V391 Velorum. La nueva formación estelar está ocurriendo dentro de la franja de material luminoso y de la zona oscura que se agrupa al lado izquierdo de V391 Velorum, en esta perspectiva. Después de muchos milenios estas estrellas nacientes, unidas a la explosiva desaparición de V391 Velorum como supernova, probablemente alterarán la actual apariencia de Gum19. Está ubicada en dirección a la constelación Vela a una distancia de aproximadamente 22.000 años luz de la Tierra. El apodo de Gum19 proviene de una publicación de 1955 del astrofísico australiano Colin S. Gum que sirvió como el primer sondeo importante de las llamadas regiones HII en el cielo austral. HII se refiere al gas de hidrógeno que es ionizado, o energizado hasta el punto que los átomos de hidrógeno pierden sus electrones. Dichas regiones emiten luz a longitudes de onda bien definidas, otorgando así el resplandor característico de estas nubes cósmicas. De hecho, y de manera muy parecida a las nubes terrestres, las formas y texturas de estas regiones HII cambian a medida que el tiempo pasa, no ante nuestros ojos sino más bien a través de miles de millones de años.

Por el momento, Gum19 posee algo de ciencia ficción y una apariencia de “ruptura en el tiempo y el espacio”, con una angosta zona brillante casi vertical que corta la nebulosa, tal como se aprecia en la imagen. Esta nueva imagen fue tomada con un instrumento infrarrojo llamado SOFI, instalado en el telescopio NTT (New Technology Telescope) de ESO que opera en el Observatorio La Silla de Chile. SOFI es la sigla de “Son OF Isaac” o “Hijo de Isaac”, en referencia al instrumento “padre”, ISAAC, ubicado en el Very Large Telescope de ESO en el Observatorio Paranal, al norte de La Silla. Observar esta nebulosa en el infrarrojo permite a los astrónomos ver a través del polvo. La caldera que abastece la luminosidad de Gum19 es una estrella gigante y sumamente caliente llamada V391 Velorum. Brillando en su máximo esplendor en el ardiente rango azul del espectro de luz visible, V391 Velorum ostenta una temperatura en su superficie que ronda los 30.000 grados Celsius. Sin embargo, esta estrella masiva posee una naturaleza temperamental, y por consiguiente, está clasificada como una estrella variable. La luminosidad de V391 Velorum puede fluctuar inesperadamente como resultado de una intensa actividad que puede incluir expulsiones de materia superficial, lo que contribuye a la composición y emisiones de luz de Gum19.

Las estrellas de gran escala como V391 Velorum no arden de forma brillante por mucho tiempo, luego de una vida relativamente corta, cerca de diez millones de años, estos titanes estallan como supernovas. Estas explosiones, que temporalmente compiten con galaxias completas en su intensidad de luz, expulsan materia caliente al espacio que las rodea, un evento que puede cambiar radicalmente el color y forma de las nebulosas cercanas. De este modo, la agonía de V319 Velorum bien puede dejar a Gum19 irreconocible. Sin embargo, en el vecindario de esta súper gigante cambiante, nuevas estrellas continúan creciendo. Las zonas HII muestran áreas de activa formación estelar donde importantes cantidades de gas y polvo han comenzado a colapsar bajo su propia gravedad. En varios millones de años, un abrir y cerrar de ojos en el tiempo cósmico, estos nudos de materia que se encogen con el tiempo alcanzarán finalmente la alta densidad en sus centros, necesaria para iniciar la fusión nuclear. El fresco flujo de energía y vientos estelares de estas estrellas recién nacidas también modificará al paisaje gaseoso de Gum19.


Gum19     RA = 08:56:28.1     DEC = -43:05:58     Mag = 11.21

✨El colorido triángulo de Perseo

Jeves 21 de Diciembre de 2017




La imagen tomada y procesada por Lóránd Fényes, fue recogida en su página web Pleiades Galériák. En ella podemos ver el mágico triángulo que forman los tres objetos más destacados. NGC 1333 es una nebulosa de reflexión que se ve en la parte superior de la imagen, está considerada como una fábrica de estrellas que produce a un ritmo incesante, la mayoría tienen menos de un millón de años de edad, por tanto son estellas bebé. Muchas de ellas están todavía formándose, se les llama protoestrellas. Éstas protoestrellas eyectan material y despiden radiación ultravioleta provocando vientos estelares extremadamente fuertes que impulsan el polvo y el gas lejos a altas velocidades, se puede ver en el gas azul que rodea la región. En NGC 1333 han sido identificados 36 objetos Herbig-Haro, que son nebulosas asociadas a estrellas recién formadas. Estas nebulosas son de muy corta vida, del orden de unos pocos miles de años y se forman por la interacción entre el gas expulsado por la estrella central con nubes de material gaseoso y polvo interestelar colisionando a velocidades de varios kilómetros por segundo ionizando el gas. Los objetos HH son fenómenos altamente variables en el tiempo y pueden evolucionar de manera perceptible en escalas de tiempo muy cortas de unos pocos años tal y como ha sido revelado por numerosas observaciones del Telescopio Espacial Hubble.

Pero NGC 1333 no está sóla, la constelación de Perseo presume de ser una de las constelaciones más ricas en nebulosas y regiones de formación estelar. Junto a la gran fábrica estelar hay dos objetos más con la que forman un triángulo. Se trata de VdB 12 y Vdb 13, ésta última refleja el mismo color característico azul de NGC 1333. En VdB 13 están naciendo estrellas también pero en menos cantidad que su vecina. El tercer componente del triángulo sin embargo, bajo una oscura bruma eyecta radiación que se refleja en el polvo interestelar mostrado en la imagen en color marrón. En su página web Lóránd nos explica brevemente cómo hizo las tomas "La foto no fue planeada, en diciembre había más telescopios disponibles, asi que tuve que encontrar un tema de repente, como trabajé en perseo, NGC 1333 se convirtió en mi objetivo. Desde Piliscsév cerca de Budapest parecía difícil ver tanto resplandor en las nubes de plovo. Los -10º no eran suficientes para bajar la temperatura de la cámara CCD, pero conseguí enfriarla a -30º. Tuve mucha suerte al capturar la orquilla cuando en todo el país los colegas se quejaban del parpadeo de la óptica. Tras intentarlo con el filtro IDAS, trabajé sin filtro tomando exposiciones superiores a 3 minutos. La imagen en RGB refleja la realidad y ha salido perfecta". Detalles técnicos.


NGC 1333     RA = 03:28:55.2     DEC = +31:22:12     Mag = 10.9

✨Un visión diferente de NGC 6543

Martes 19 de Diciembre de 2017




Para la publicación de hoy Universo Mágico cuenta con una elaborada imagen de aspecto desconocido tomada y procesada por Scott Rosen y recogida en su web Astronomers do in the Dark de la nebulosa NGC 6543, popularmente conocida como nebulosa Ojo de Gato. Se trata de una nebulosa planetaria, es decir, la eyección gaseosa de una estrella moribunda de masa parecida a la de nuestro Sol, en la fase de convertirse en una enana blanca. La estrella ha expulsado anillos de gas en varias fases del durante el camino a su estado final. La eyección más se produjo hace unos 60.000 años, y forma el halo externo muy tenue que vemos en la imagen, mientras que las porciones internas muy brillantes son de eyecciones de hace aproximadamente 1.000 años. NGC 6543 fue la primera nebulosa planetaria para la cual William Herschel estudió su espectro. Encontró algunas líneas espectrales inesperadas que finalmente resultaron ser las líneas verdes de la emisión de oxígeno. Hoy sabemos que estas líneas de oxígeno son comunes en muchas nebulosas planetarias y representan el color verde típico que vemos en estos objetos. La nebulosa Ojo de Gato está ubicada en la constelación del Dragón.

Las observaciones de NGC 6543 en longitudes de onda infrarrojas muestran la presencia de polvo estelar y gas a baja temperatura. Se piensa que el polvo se formó en las últimas fases de la vida de la estrella progenitora. Este polvo absorbe luz de la estrella central reemitiendo la energía en longitudes de onda infrarrojas. El espectro de emisión infrarrojo permite deducir temperaturas de 70 K. Las emisiones infrarrojas revelan la presencia de material no ionizado como hidrógeno molecular. En muchas nebulosas planetarias la emisión molecular es mayor a distancias mayores de la estrella donde el material deja de estar ionizado. En el caso de NGC 6543 la emisión de hidrógeno es más intensa en el límite interior del halo exterior. Esto es posiblemente debido a ondas de choque que excitan el H2 a medida que impactan a diferente velocidad con el halo. NGC 6543 ha sido extensamente observada en el espectro ultravioleta y en las longitudes de onda del rango visible. Las observaciones espectroscópicas en estas longitudes de onda permiten determinar las abundancias de diferentes composiciones químicas, así como intrincadas estructuras de la nebulosa que podemos ver en la imagen de abajo.



El Observatorio de rayos X Chandra ha revelado la presencia de gas extremadamente caliente alrededor de NGC 6543. Se cree que el gas caliente es producido por la violenta interacción entre el viento estelar y el material expulsado anteriormente. Esta interacción ha vaciado en gran medida el interior de la nebulosa dejando un espacio menos denso en forma de burbuja. Las observaciones de Chandra han revelado también una fuente puntual de intensos rayos X en la posición de la estrella. Ésta no debería emitir tan intensamente en esta longitud de onda por lo que el elevado flujo de rayos X resulta algo misterioso. Una posibilidad interesante es que los rayos X podrían ser producidos en un hipotético disco de acreción alrededor del sistema binario. Las distancias a las nebulosas planetarias no son tan fáciles de identificar como en el caso de algunas estrellas. Muchos de los métodos utilizados para estimar estas distancias se basan en hipótesis generales que pueden ser inadecuadas para el objeto específico bajo estudio. Se calcula que está a una distancia de 1.000 años luz, aunque otras fuentes la sitúan un poco más lejos.

Estructuralmente es una de las nebulosas más complejas conocidas, en imágenes de muy alta resolución capturadas por el Telescopio Espacial Hubble se ven notables estructuras como nudos, chorros de material, burbujas y estructuras en forma de arco. Los estudios modernos revelan una naturaleza compleja con intrincadas estructuras que podrían estar causadas por material eyectado por una binaria acompañando a la estrella central. Sin embargo no hay evidencias directas de la presencia de dicha compañera estelar. Además las medidas de las abundancias de elementos químicos obtenidas por diferentes métodos presentan una importante discrepancia entre sí, indicando que hay aspectos de esta nebulosa que permanecen todavía sin ser comprendidos. Esta imagen también está poblada con una excelente colección de galaxias de fondo. La más prominente entre estas es la galaxia espiral bastante brillante, podemos verla en la parte inferior de la imagen, es NGC 6552. Por su ubicación en el cielo, es visible fácilmente en el hemisferio norte de la Tierra.

Fotográficamente, la nebulosa del ojo de gato es bastante desafiante. La parte interior brillante tiene un brillo de superficie muy alto que requiere exposiciones cortas para obtener buenas capturas. Por el contrario, el halo exterior de la nebulosa es muy tenue y exige exposiciones prolongadas. "Retener todo el rango dinámico de este objetivo fue todo un desafío. Al fotografiar esta imagen durante 5 noches completas, estábamos disfrutando de algunas de las noches más calientes que tendremos durante todo el año. La mayoría de las noches fueron alrededor de 70F. Este alto nivel de calor causa un ruido más alto que el habitual del sensor de la cámara. A pesar de tener 25 horas de imágenes (lo que generalmente reduce el ruido al mínimo), la imagen tiene más ruido cromático de lo que yo preferiría" dice Scott en su página web. Esta imagen ganó el 1er lugar en la categoría Nebulosa de Astrophotogallery.org en julio de 2013, y publicada por Astronomy Magazine como su imagen del día en 2 ocasiones. Fue descubierta por William Herschel el 15 de febrero de 1786.


NGC 6543     RA = 17:58:33.423     DEC = +66:37:59.52     Mag = 8.1

✨NGC 6914

Domingo 17 de Diciembre de 2017




En Hallas Astrophoto, Universo Mágico ha encontrado una imagen que sin duda hace magia ante nuestros ojos. Se trata de NGC 6914, una nebulosa de reflexión situada a aproximadamente 6.000 años luz de distancia de la Tierra y ubicada en la constelación del Cisne, lugar en el que habitan muchas nebulosas de todas las naturalezas. En el espacio no solo hay estrellas. Las galaxias como la nuestra contienen además nebulosas, materia difusa que en forma de gas y polvo, ocupan gran parte del espacio interestelar. Estas nebulosas muestran formas y colores variados que reflejan la diversidad de procesos que tienen lugar cuando la luz de las estrellas es atrapada por ellas. El polvo interestelar conforma una parte pequeña de las nebulosas, pero su interacción con la luz de las estrellas es tan intensa que determina el aspecto de las masas difusas en el espacio. El polvo esparce y absorbe parte de la luz que lo alcanza. El fenómeno se asemeja, en cierta medida, al que ocurre en la atmósfera terrestre con las nubes. El juego de la luz estelar con el polvo cósmico es parecido. Una nebulosa que contenga algo de polvo aparecerá como una masa turbia, quizá incluso negra, cuando las estrellas que la iluminan se hallan por detrás. Se habla entonces de una nebulosa oscura. Pero esa misma masa pulverulenta refleja parte de la luz incidente y, si se mirara desde el otro lado, podría aparecer brillante.

Éste complejo nebuloso contiene gran información científica. En su centro se mantienen ocultas en el espectro de luz visible, estrellas masivas, jóvenes y calientes, algunas de ellas pueden llegar a ser vistas por telescopios de aficionado, aunque para disfrutar de la nebulosidad que rodea las estrellas, es necesario disponer de un cielo muy oscuro. Casi todo en el universo está hecho de hidrógeno y helio. Las nebulosas interestelares no son una excepción y por eso constan sobre todo, de estos gases compuestos de átomos sencillos y ligeros. Pero el medio interestelar contiene también una cantidad pequeña de otros materiales como carbono, silicio y oxígeno, que en parte tienden a unirse en granos minúsculos que conforman el polvo interestelar. Una nebulosa normal está formada por lo tanto, de un 99% o más de gas (hidrógeno y helio) y una proporción mucho menor de otros materiales. La radiación ultravioleta de las estrellas en la asociación Cygnus OB2 es la que ioniza el hidrógeno de esta nebulosa. NGC 6914 fue descubierta por Édouard Stephan el 29 de agosto de 1881.


NGC 6914     RA = 20:25:00.0     DEC = +42:18:00     Mag = /

✨Nebulosa de la Caverna por Diego Colonello

Viernes 15 de Diciembre de 2017




La imagen es un excelente proceso de Diego colonnello en colaboración con Eric Coles, en la que se muestra SH2-155 (Sharpless 155) ó Caldwell 9, popularmente conocida como Nebulosa de la Caverna por la acumulación de polvo oscuro en el centro de la región ionizada HII de formación estelar. Se trata de una nebulosa brillante de clasificación E dentro de un largo complejo nebuloso. SH2-155 contiene emisión, reflexión y oscura nebulosidad. Se encuentra a 2.400 años luz de distancia de la Tierra, y ubicada en la zona del cielo que ocupa la constelación de Cefeo. Se piensa que la radiación ultravioleta de la estrella de tipo O caliente HD 217086 está comprimiendo la región, preparando el terreno para la formación de nuevas estrellas. Un estudio de los jóvenes objetos estelares de la región por el Observatorio de rayos X Chandra y el Telescopio Espacial Spitzer muestra una progresión de las edades estelares frente a la nube, lo que apoya la hipótesis de que la formación estelar se ha desencadenado.

Es un objeto visualmente difícil de fotografiar, pero con una exposición adecuada, se puede conseguir una imagen llamativa. La nebulosa debe su nombre a la porción oscura ubicada en la parte oriental que colinda con la curva brillante de emisión nebulosa que le da la apariencia de una profunda cueva cuando se ve a través de un telescopio. La región se sitúa al borde de la nube molecular Cepheus B. Se anotó por primera vez como una nebulosa de emisión galáctica en el año 1959. Aunque Sh2-155 es relativamente débil para la observación de aficionados, parte de su estructura se puede ver visualmente a través de un telescopio de tamaño moderado bajo cielos oscuros. Detalles técnicos.


SH2-155     RA = 22:57:54.0     DEC = +62:31:06     Mag = 7.7

✨MWC 922, la nebulosa Roja Cuadrada

Jueves 14 de Diciembre de 2017




¿Qué puede causar que una nebulosa parezca cuadrada? Nadie está seguro. El sistema de estrellas calientes conocido como MWC 922 parece estar incrustado en una nebulosa de emisión con esta forma. La imagen combina exposiciones infrarrojas captadas por el Telescopio Hale del Monte Palomar, California, y el Observatoio Keck-2 de Mauna Kea, Hawai. La principal hipótesis para explicar la nebulosa cuadrada dice que, durante una etapa de desarrollo tardío, la estrella o estrellas centrales expulsaron de alguna manera conos de gas.

En el caso de MWC 922, resulta que estos conos incorporan ángulos casi rectos que se ven desde los lados. La evidencia que apoya esta hipótesis del cono, incluye los rayos radiales de la imagen que podrían producirse sobre las paredes del cono. Los investigadores especulan que estos conos, vistos desde otro ángulo, tendrían un aspecto similar a los anillos gigantes de la Supernova 1987A, lo que indica que una estrella de MWC 922 podría, en algún momento, haber explosionado en una supernova similar.


MWC 922     RA = 18:21:16.060     DEC = -13:01:25.69     Mag = 13.8