✨Con la tecla Ctrl presionada, pulsa el signo menos para reducir el tamaño del blog.

✨Los aficionados ya pueden escribir sobre astronomía. Date de alta como Autor en Universo Mágico Público.

✨Comunidades de Astronomía en Google Plus: Universo Mágico - Astronomy Lab - Space Roads - Space World - Astronomy Station

✨Grupos de Astronomía en en Facebook: Astronomy & Space Exploration y Universo Mágico

✨La Vía Láctea desde Atacama

Sábado 29 de Julio de 2017




Este panorama es una fantástica vista, retrato que muestra el alargado centro de nuestra galaxia sobre el desierto de Atacama, durante la expedición ESO Ultra HD. El desierto de Atacama, es el desierto no polar más árido de la Tierra, se extiende en el Norte Grande de Chile, abarcando las regiones de Arica y Parinacota, Tarapacá, Antofagasta, Atacama y el norte de la región de Coquimbo, además cubre una superficie de aproximadamente 105 000 kilómetros cuadrados, y tiene una longitud de casi 1600 km, con un ancho máximo de 180 km. Su clima es de tipo costero frío y está delimitado por el océano Pacífico al oeste y por la cordillera de los Andes al este.

La mayor parte de los observatorios importantes del hemisferio sur de la Tierra, se distribuyen entre las montañas de la cordillera de los Andes en Chile. Las razones son obvias, la mínima contaminación lumínica y la mayor proporción de cielos despejados en la región, en comparación con otros puntos del planeta en las mismas latitudes. Por estas razones, y porque Chile se ha esforzado en disminuir la contaminación lumínica en las carreteras del entorno, las mayoría de naciones interesadas disponen de observatorios en la zona.

Destacan los observatorios de la ESO (European Soutern Observatory) en la Silla y el radiotelescopio ALMA (Atacama Large Milimeter Array), un conjunto de antenas para observar el cielo utilizando las ondas de radio. El APEX (Atacama Pathfinder Experiment) situado en el LLano de Chajnantor ideal para la práctica radioastronómica a gran altitud, 5.100 metros de altura. y más observatorios de menor envergadura. La imagen de B. Tafreshi muestra la Vía Láctea en las excelentes condiciones de las que dispone la zona, también has sido retratadas la Gran Nube de Magallanes y su hermana más pequeña.


Crédito:    ESO / B. Tafreshi 

✨B72 La nebulosa de la Serpiente

Viernes 28 de Julio de 2017




En Misti Software Group recogimos una espectacular imagen de campo amplio de la Nebulosa de la Serpiente, catalogada como Barnard 72, una colaboación de Jim Misti con Steven Mazlin. Las densas y oscuras nubes de polvo interestelar y gas molecular serpenteantes en el centro de la imagen forman la Nebulosa de la Serpiente. Ubicada en la zona del cielo que ocupa la constelación de Ofiuco, la nebulosa está compuesta principalmente por carbono, que absorbe la luz de las estrellas y la vuelve a irradiar en el espectro infrarojo, ésta absorción es la causa de que las nubes aparezcan oscuras. El tono dorado de la imagen es debido precisamente a la absorción de la luz por el carbono contenido en la gran cantidad de nebulosas oscuras y glóbulos de Bock repartidos por todo el campo de visión.

Estas nubes moleculares son lugares propicios para la formación de nuevas estrellas. Situada a unos 650 años luz de la Tierra, abarca una anchura equivalente a una Luna llena. Observaciones realizadas con el Telescopio Espacial Spitzer, revelan muchas estrellas jóvenes detrás de la oscura nube con forma de reptil. Estas estrellas no son masivas, son de baja masa ó de masa moderada y representan las etapas más jóvenes del desarrollo estelar. Spitzer también ve chorros de material eyectado de las estrellas recien nacidas, típico en esa fase de sus vidas. Detalles técnicos.


Crédito:    Jim Misti / Steven Mazlin / Misti Software Group

✨El núcleo activo de NGC 1448

Jueves 27 de Julio de 2017




NGC 1448, una galaxia con un núcleo galáctico activo, se ve en esta imagen combinanda de datos de Carnegie-Irvine Galaxy Survey en el rango óptico y NuSTAR en el rango de rayos X. Esta galaxia contiene un ejemplo de un agujero negro supermasivo oculto por el gas y el polvo. Las emisiones de rayos X de NGC 1448, según lo visto por NuSTAR y Chandra, sugieren por primera vez que debe haber una gruesa capa de gas y polvo que oculta el agujero negro activo en esta galaxia en nuestra línea de visión.

NGC 1457 es una galaxia espiral ubicada casi en el borde de la constelación Horologium. En el Catálogo de Galaxias Nombradas, se le nombró como galaxia del Espadín. Está situada a una distancia de 55 millones de años luz de la Tierra. Se han descubierto cuatro supernovas en NGC 1448. En enero de 2017 se anunció que se había encontrado evidencia de un agujero negro supermasivo en ésta galaxia.  NGC 1448 pertenece al grupo NGC 1433, parte del cúmulo de galaxias Doradus. Fue descubierta por John Herschel en 1835.


Crédito:   NASA / JPL Caltech / Carnegie-Irvine Galaxy Survey

✨La cadena estelar por Lóránd Fényes

Miércoles 26 de Julio de 2017




Un gran joyero celeste como NGC 2547 brilla haciendo magia en el cielo del sur, y junto a él, una cadena estelar con sus componentes perfectamente alineados. La espectacular nebulosidad del cúmulo estelar proporciona la magia al brillante colgante de diamantes en el cielo nocturno. Los colores exuberantes y las formas pueden estimular fácilmente la imaginación de la gente descubriendo formas que se dibujan entre las estrellas. Además ésta espectacular maravilla celeste de los diversos grupos de estrellas, ha sido injustamente olvidada por los objetivos de las cámaras astonómicas. Pero si abrimos los ojos, es fácil encontrar entre las bonitas estrellas, interesantes objetos en términos astronómicos. El cúmulo de las estrellas del sur NGC 2547a brilla en la constelación de Vela, Nicolas Louis de Lacaille Abbé las ha descubierto y catalogado en 1751 durante una expedición astronómica al Cabo de Buena Esperanza en Sudáfrica. El cúmulo abierto tiene una magnitud de 4.7, y está a una distancia de 1300 años luz de la Tierra. Las estrellas están rodeadas de una suave y brillante nebulosidad de reflexión.

Pero, ¿qué edad tienen realmente estas estrellas jóvenes? Aunque su edad exacta sigue siendo un misterio, los astrónomos estiman que la edad de las estrellas de NGC 2547 oscila entre los 20 y los 35 millones de años, con éstas cifras no parecen tan jóvenes, sin embargo, nuestro Sol tiene 4.600 millones de años y aún no ha alcanzado su edad media. Esto significa que si nos imaginamos que el Sol es una persona de unos 40 años, las estrellas brillantes de la imagen son bebés de tres meses. La mayor parte de las estrellas no se forman de manera aislada, sino en ricos cúmulos con tamaños variables, ya que pueden contener de varias decenas a varios miles de estrellas. Mientras que NGC 2547 cuenta con numerosas estrellas calientes que brillan en tonos azulados (lo cual es un claro indicador de su juventud), en contraste podemos encontrar una o dos estrellas amarillas, o alguna estrella roja que ya ha evolucionado hasta convertirse en estrella roja gigante. Normalmente, los cúmulos estelares abiertos como este tienen, comparativamente, vidas muy cortas, del orden de varios cientos de millones de años, antes de desintegrarse y de que las estrellas que los componen se dispersen. Detalles técnicos.


✨La estrella hipergigante HR 5171

Martes 25 de Julio de 2017




Utilizando el Very Large Telescope de ESO interferómetro (VLTI), Olivier Chesneau, del Observatorio de la Costa Azul, Niza, Francia, y un equipo internacional de colaboradores han encontrado que la estrella amarilla supergigante HR 5171 A es absolutamente enorme, 1300 veces el diámetro del Sol y mucho más grande de lo que se esperaba. Esto hace que sea la estrella amarilla más grande conocida. También está entre las diez estrellas más grandes conocidas, 50% más grande que la famosa supergigante roja Betelgeuse, y cerca de un millón de veces más brillante que el Sol. "Las nuevas observaciones también mostraron que esta estrella tiene una pareja binaria muy cercana, lo que fue una verdadera sorpresa", dice Chesneau. "Las dos estrellas están tan cerca que casi se tocan y todo el sistema se asemeja a un cacahuete gigantesco".

Los astrónomos hicieron uso de una técnica llamada interferometría para combinar la luz recogida de múltiples telescopios individuales, creando efectivamente un telescopio gigante de hasta 140 metros de tamaño. Los nuevos resultados llevaron al equipo a investigar a fondo las observaciones más antiguas de la estrella que abarcaba más de sesenta años, para ver cómo se había comportado en el pasado. Las hipergigantes amarillas son muy raras, tan sólo se conocen algo más de una docena en nuestra galaxia, el ejemplo más conocido es Rho Cassiopeiae. Están entre las estrellas más grandes y brillantes conocidas y están en una etapa de sus vidas en la que son inestables y cambian rápidamente. Debido a esta inestabilidad, las hipergigantes amarillas también expulsan el material hacia el exterior, formando una gran atmósfera que se extiende alrededor de la estrella.

A pesar de su gran distancia, casi 12.000 años luz de la Tierra, el objeto puede ser visto a simple vista por el perspicaz. HR 5171 A se ha visto que está creciendo a lo largo de los últimos 40 años, enfriándose a medida que crece, y su evolución ha quedado atrapada en la imagen. Sólo unas pocas estrellas son capturadas en esta breve fase, donde experimentan un cambio dramático de temperatura a medida que evolucionan rápidamente. Al analizar los datos sobre el brillo variable de la estrella, utilizando observaciones de otros observatorios, los astrónomos confirmaron que el objeto era un sistema binario eclipsante donde el componente más pequeño pasa delante y detrás del más grande cuando orbita. En este caso HR 5171 A es orbitada por su estrella compañera cada 1.300 días. La compañera más pequeña es sólo ligeramente más caliente que la temperatura superficial de HR 5171 A, de 5.000 grados centígrados.

Chesneau concluye: "La compañera que hemos encontrado es muy significativa, ya que puede influir en el destino de HR 5171 A, por ejemplo, despojando sus capas externas y modificando su evolución". Este nuevo descubrimiento destaca la importancia de estudiar estas enormes estrellas de corta duración, las hipergigantes amarillas, y podría proporcionar un medio para comprender los procesos evolutivos de las estrellas masivas en general.


Crédito:   ESO / DSS2

✨Dentro y fuera de la Vía Láctea

Lunes 24 de Julio de 2017




NGC 7497 es una galaxia situada a una distancia de 59 millones de años luz de la Tierra. En esta imagen, la galaxia está aparentemente rodeada por una hermosa y débil nebulosidad. Sin embargo, las nebulosas están en realidad aproximadamente 60.000 veces más cerca de nosotros que las galaxias, ubicadas en los confines de nuestra propia Galaxia, la Vía Láctea. La nebulosidad que se muestra en esta imagen es parte de la nube molecular MBM 54. Ésta nube se encuentra a unos 900 años luz de distancia de nuestro sistema solar, en las regiones externas de nuestra galaxia. Este tipo de nubes moleculares se encuentran en las altas latitudes galácticas, zonas del cielo alejadas del plano de la Vía Láctea. A menudo se les llama nubes de cirros galácticos o más comúnmente "nebulosa de flujo integrado" (IFN). Estas nubes son muy débiles y bastante difíciles de fotografiar. 

"Siempre me gusta imaginar las nubes de IFN, ya que presentan un gran desafío. Estoy bastante satisfecho con esta imagen, aunque tuve algunos problemas con el registro de mis canales de color" dice Scott Rosen sobre el excelente resultado de ésta imagen. MBM 54 fue descubierta por primera vez en 1984 por el satélite infrarrojo IRAS. En 1985, los astrónomos Magnani, Blitz y Mundy examinaron la nube molecular y desarrollaron su catálogo MBM de 56 nubes moleculares de alta latitud galáctica. MBM 54 es una de las más cercanas de todas estas nubes IFN. Detalles técnicos.


Crédito:    Scott Rosen